¿Cuándo fue la última vez que te preguntaste si vas por el camino correcto?

En tu empresa, proyectos, tu vida personal… y constantemente te enfrentas a desafíos externos, sin embargo, las barreras internas suelen ser las que comúnmente te detienen. Si tengo la habilidad o conocimiento para hacer esto, soy yo quien debe de hacerlo ¿por qué no alguien más?, miedo a lo desconocido, a fallar.

Existe un concepto que me encanta porque es increíblemente poderoso: QUERER V.S. QUERER QUERER. La voluntad de lograr tus objetivos.

QUERER es tener las ganas y ejecutar, hacerlo, sin duda alguna lo haces y listo.

“QUERER QUERER es tener las ganas pero no hacer nada al respecto”


Image result for road trip

Entonces, ¿en qué etapa quieres llevar a tu empresa o a ti?

Si decidiste QUERER, aquí te dejo unos puntos importantes:

  1. Visualiza. Definir cómo luce el éxito es la clave para lograrlo.
  2. Crea un manifiesto. Este debe ayudar a poner el éxito que visualizaste en acciones para reflejarlo en todo lo que haces (como empresa o persona), en quién eres y lo que debes dejar de hacer para alcanzarlo.
  3. Qué. Haz una lista de pequeños logros que estén encaminados a tu visualización y con componentes de tu manifiesto.
  4. Cómo. Prepárate con lo que necesites sin dejar que esto se vuelva un bloqueo, busca “cómo sí”.
  5. Self Awareness. Ten presente lo que estás haciendo y la razón por lo que lo haces, te ayudará a no perder en cuenta pequeños logros que suman a la causa.
  6. Doer – Not Talker. El punto de quiebre, evita las frases “es que”, “quisiera”, “deberíamos hacer”. Es simple, ejecuta.

Estos pasos lo puedes aplicar en la cultura Organizacional de empresa, equipo, atención a clientes, persona o incluso en procesos e innovación.

PROWESS 

Síguenos en LinkedIn